SIGLO XIX

En el siglo XIX surgiu el ayuntamiento de Piñor, el cual recibió su nombre por la localidad que le sirve de capital: el pueblo de Piñor de la parroquia de Barrán. Para ser más precisos, según Xosé Fariña Jamardo en su obra:"Os Concellos Galegos", las primeras noticias del Ayuntamiento datan del 7 de julio de 1821. En esta época, en el actual Ayuntamiento existían dos: el de Desterro y el propio de Piñor.  

Entre 1935 y 1936 nace el actual Ayuntamiento de Piñor compuesto por las 7 parroquias que hoy lo forman. Según el libro ya citado de Xosé Fariña Jamardo, sabemos que la Deputación autorizó, tras tasar la casa de D. Agustín Rodríguez en 700 escudos, la compra de la misma para que sirviese de Casa do Concello.   

O diccionario Madoz (1845)nos da una idea de cómo era el Ayuntamiento por aquella época. La población del Ayuntamiento era de 2840 vecinos, la economía era fundamentalmente agrícola y ganadera, complementada con actividades de caza y pesca; la industria era escasa predominando los molinos que estaban repartidos por todas las parroquias. Las parroquias de Torcela y A Canda contaban con telares e lienzos. La parroquia de Canda era la más "industrializada", pues en ella, de las actividades ya citadas, había una fábrica de curtidos y sus veciños se dedicaban " al corte de maderas y a los oficios mecánicos de primera necesidad". También se cita la famosa fábrica de madera de Lousado que data de 1940. Esta economía tenía salida en el comercio destacando la parroquia de Loeda que exportaba papel, ganado y excedentes agrícolas y a cambio se importaban ropas y comestibles de O Carballiño. También señala esta publicación que existía una escuela en cada parroquia, a excepción de las de Torcela y Loeda.   

Destacan en esta época algunos personajes en el Ayuntamiento como eran la familia Rivero de Aguilar, que era una familia adinerada de Santiago y que llegaron al Ayuntamiento fundando la ya citada fábrica de papel. También hace falta destacar al beato Juan Jacobo Fernández Fernández, nacido en Moire (Carballeda) el 25 de julio de 1808 y que participó en las misiones franciscanas llegando hasta Damasco donde fue martirizado junto con otros 7 compañeros en 1960. Fueron beatificados por el papa Pío XI el 10 de octubre de 1926.   

Por último citar que D. Ramón Otero Pedrayo en su trabajo"La encomienda de Beade de la orden de Malta"señala la presencia en Piñor de una orden religiosa, la encomienda de Beade, que tenía posesiones en las parroquias de Barrán y Loeda, pero no especifica qué tipo de posesiones tenían.